Gloria Camila revela el retoque estético que no llegó a hacerse y con mucho acierto

Gloria Camila, hija de Rocío Jurado y de José Ortega Cano, revelaba qué retoque estético estuvo a punto de hacerse

Gloria Camila, hija del diestro José Ortega Cano y de la fallecida Rocío Jurado, ha revelado a través del famoso ‘preguntas y respuestas’ de Instagram, algunos detalles sobre sus retoques estéticos y sus secretos de belleza en general.

La mayoría de sus seguidores querían saber si se había infiltrado ácido hialutónico en los labios, una pregunta más que recurrida en los comentarios de sus publicaciones. A pesar de no estar en contra de los retoques estético, Gloria revelaba que no se había hecho nada en los labios, y que el volumen que tiene es natural.

Para ampliar esta cuestión, la joven tía de Rocío Flores desvelaba que nunca se ha sometido a ningún retoque, pero sí que pensó en uno que le estaba rondado la cabeza, pero que no llegó a realizarse.

Gloria Camila y el retoque que nunca llegó a hacerse

Gloria Camila siempre se ha caracterizado por ser una joven muy natural. La hemos visto perder peso gracias a una dieta sana y ejercicio, y nunca ha recurrido a la cirugía ni a los retoques, para mejorar su aspecto. Pero ¿qué retoque estuvo a punto de realizarse y al final se echó para atrás?

Hablamos de la famosa Bichectomía. Una operación sencilla en la que extraen los cúmulos de grasa de la mejilla, también llamados bolas de Bichat, para afinar el rostro. Son muchas las celebrities que ha optado por este retoque de por vida par modificar la estructura de su rostro. Un ejemplo muy cercano es el de su sobrina e hija de Rocío Carrasco, Rocío Flores, o Mar Torres, la ex pareja de Froilán.

La bichectomía, famosa operación estética pero quizás no tan recomendada

Una de las cosas por las que Gloria puso haberse arrepentido, es tras haberse enterado que la bichectomía, con el paso de los años, podría dejar nuestro rostro ‘descolgado’, es decir, los efectos a medio o largo plazo serían devastadores.

Al retirar los cúmulos de grasa que sustentan las mejillas, con el tiempo podríamos ver efecto indeseables en esta zona, como surcos totalmente anitestéticos. Además, al no tener depósitos de grasas, el rostro tiende a perder elasticidad y surge el envejecimiento prematuro. Por este mismo motivo tenemos que consultar con un buen cirujano plástico para saber si la bichectomía en la mejor opción par afinar nuestro rostro.